Lo importante es no confundir la intimidad física con la emocional, pues así como no toda relación sexual provoca un vínculo emocional, no toda conexión emocional conlleva a un encuentro sexual. Pero, ¿porque la intimidad emocional genera mas placer en el sexo?

La intimidad no es sólo cuestión de cercanía física ni de la autenticidad del amor que exista en la pareja, sino que es más un vínculo emocional que nos permite compenetrarnos con el ser amado, confiar en esa persona como lo hacemos con nosotros mismos, y ver en su cuerpo un hogar en el que se ansía tanto llegar al sexo.

La diferencia entre el sexo casual y el sexo entre dos seres que se aman es indiscutible, pues mientras el primero consiste a menudo en la coincidencia de dos extraños que comparten efímeramente la misma piel, el segundo aspira a ser un encuentro basado en la expresividad y la cercanía, ya no sólo por el simple gozo del contacto físico sino por el placer que produce ser visto, sentido y amado.

No obstante, el amor no impide que pueda llegar a existir un largo trecho entre lo que las parejas ansían experimentar en el sexo y lo que realmente encuentran. Deseamos sentir que cada fibra del cuerpo cobra vida a través de una conexión plena con el otro, sin embargo, la intención de alcanzar ese estado de éxtasis se ve frustrado cuando el sexo se limita a un acto mecánico que atiende sólo a lo evidente, dejándose de lado la importancia de cultivar un aspecto fundamental: la intimidad.

Gran parte de la desconexión que ocurre durante la intimidad se debe a la presión de sentir que uno debe conseguir un logro o desempeñarse de cierta forma. Ya sea que se trate de tener un orgasmo, aparentar o ser percibido de una manera determinada por el ser amado, eso nos distrae de la belleza y el don sagrado del momento presente.

No es un secreto que el sexo tiende a ser más placentero cuando ambos miembros de la pareja se permiten experimentar al máximo sus emociones, pero la intimidad no se refiere sólo al grado de intensidad con que dos personas se aman o se desean, pues incluso donde el amor y la atracción física abundan puede escabullirse la sensación de estar llevando una vida sexual insatisfactoria.

De modo que la intimidad no es cuestión de cercanía física ni de la autenticidad del amor pueda existir en la pareja, se trata más bien de un vínculo emocional que nos permite compenetrarnos con el ser amado, confiar en él como quien confía en su propio reflejo y ver en su cuerpo un destino, un hogar al que se ansía tanto llegar que el sexo se convierte en una travesía en lugar de un intercambio monótono.

Hoy todos podemos tener más placer y evitar en enfermedades.

Único gel lubricante antiséptico íntimo.

Para conocer más acerca de nuestro producto da clic aquí www.aqa7.com

amores de famosos

 

Published by

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *